Miércoles, 2 de Noviembre de 2016 | 2:08 pm

Decía inyectarles 'medicina para sentirse bien' a sus hijos, pero era heroína

Decía inyectarles 'medicina para sentirse bien' a sus hijos, pero era heroína
Decía inyectarles 'medicina para sentirse bien' a sus hijos, pero era heroína

El relato del niño es elocuente. Recuerda cómo su madre mezclaba un polvo blanco con agua y se inyectaba. No sólo a ella, también a sus hermanas menores y a él mismo, convenciéndolos de que era "medicina para sentirse bien" y "jugo para dormir".

Ashlee Hutt, de 24 años y residente del estado de Washington, quedó acusada de drogar con heroína a sus tres hijos, de 6, 4 y 2 años, a quienes les daba la sustancia para que se durmieran más rápido. Junto con su novio, Leeroy McIver, de 26, vivían en una casa infestada por ratas, excremento y agujas contaminadas, que fue intervenida el año pasado por una denuncia de un vecino.

Los Servicios Sociales estaban preocupados por el bienestar de los niños, quienes estaban sucios y con algunas heridas, pero luego notaron que tenían huellas de inyecciones. Exámenes posteriores en los cabellos de los menores dieron positivo por el opioide.

"Los niños vivieron en condiciones deplorables. Aún sin el tema de la droga, no era una buena situación", destacó Ed Troyer, vocero del departamento de Policía del condado de Pierce, en declaraciones al Washington Post. "Desafortunadamente encontramos frecuentemente chicos viviendo en malas condiciones, pero no vemos a padres administrando intencionalmente drogas a sus hijos", agregó.

jcrop preview

Los padres, detenidos desde noviembre de 2015, admitieron ser adictos a la droga y quedaron acusados por cargos criminales.

En uno de los testimonios, el hijo mayor reveló que la droga le fue inyectada luego de ser ahorcado durante un tiempo por su padre. McIver, quien fue acusado en septiembre y se declaró inocente, afrontará un juicio en febrero.

Insólitamente, la madre había celebrado en 2012 el encarcelamiento de una mujer por la muerte de su hijo, a causa de beber agua usada para el procesamiento de metanfetamina. "Finalmente, justicia par ti", dijo en la red social, y afirmó que le "rompía el corazón" ver cómo se pierde una vida por la inacción del estado.

Actualmente, los tres menores se encuentran en albergues infantiles y en buena salud, aunque no está claro cómo puede afectar la sustancia en el futuro.

Déjanos tus comentarios